miércoles, 4 de julio de 2007
Cocinando con mi hermano
Bueno, cocinar, cocinar, así que uno diga: ¡qué bruto!, cómo cocina este par, pues no. De hecho todo lo que teníamos que hacer era calentar la comida y servir, responsabilidad que adquirimos porque doña Patricia se fue de enfermera a cuidar a mi abuelita, y nos ha sabido dejar encargados a mi hermano, mejor conocido en el bajo mundo como “el Ternero”, y a mí.

Tan linda mi amá, maletica en mano me dio las instrucciones necesarias y me nombró oficialmente “la mujer de la casa” por una noche, Señor de los Milagros: perdónala porque no sabía lo que hacía.

El menú era lo más simple posible, café en leche y pan para la dama (osease para mí), y arroz con lentejas, café en leche y pan para los caballeros. Lo primero fue poner a calentar la leche, labor que dio como resultado por lo menos media taza de leche en el lavaplatos gracias a mi falta de motricidad para la movilización de fluidos de la olla a la taza y de la taza a la otra olla.

-Ternerito, traeme dos platos y el coso del arroz que está en la nevera.
-¿éste?
-Aja, ¿dónde están las lentejas que mandó mi mamá?
-Velas, pero hay que descongelarlas en el microondas.
-Ah carajo, ¿vienen congeladas?
-Noooo pendeja, las voy a descongelar por gusto.

Después de la infaltable pregunta idiota de mi parte, descubrimos que el micro no tenía botoncito mágico para descongelar, lo cual obligó a mi hermano a ir en busca del manual, acto seguido oprimió unos cuantos botones y el aparato se echó a andar, al término de un minuto empezó a emitir unos ruidos extraños y por un momento crei que iba a explotar, finalmente obtuvimos unas lentejas a medio descongelar por lo que tuvimos que repetir el proceso.

Mientras el Ternero alistaba la mesa con mantel y cubiertos, yo servía arrocito con lentejas en cantidades abundantes, cosa que no se fueran a quejar de la falta que hace doña Patricia en este hogar. Mi hermanito y yo, no tengo ni idea porqué, terminamos cantando el sanjuanero y hablando de los temas más surreales esperando a que el buen microondas calentara los platos.

Con todo esto yo me había olvidado de la leche que dejamos en la estufa, y por poquito se evapora ole, llené las tres tazas con la leche hirviendo y por supuesto el platón de Matilda, aunque creo que no la consumió inmediatamente porque minutos antes la vimos entrar con un platillo que llevó directamente al segundo piso, seguramente para enseñarle a sus hijos las bondades de la carne de ratón, y adivinen quién terminó trepada en el mesón de la cocina… esto sólo me pasa a mí.

Los cinco minutos que le lleva a mi madre servir la comida se nos convirtieron en casi media hora, el lavaplatos se vio invadido por una cantidad inexplicable de ollas y platos sucios, pero al final lo logramos, técnicamente nuestra labor era administrar las temperaturas de los alimentos, el resultado fue el siguiente:

* El café en leche estaba como pa’ quemarse el hocico.
* El agua estaba a temperatura ártica porque se me olvidó sacarla temprano del congelador.
* El pan estaba tibio.
* Y las lentejitas estaban a una temperatura que mi padre describió como “a calor de madre ausente”. Lo que me recuerda:

Doña Patricia: la próxima vez te demandamos por abandono del hogar.

Ternerito: a lo bien, no parece que viviéramos solos.
Don Rodrigo: gracias por dejarnos lavando los platos, no colabore tanto ole.

Etiquetas: ,

 
Y esto sólo le pasó a Maria() a las 12:05 p. m. |


15 Infelices comentarios:


  • At 4 de julio de 2007, 13:05, Blogger Pendiolo

    Haber si me da para ser el primero, por otro lado, que mal que las mujeres hayan botado el chip del hogar!, antes todas sabían cocer, cocinar, limpiar, lavar, planchar!.
    Bueno entonces tenes que explicar como haces en Rololandia para vivir sola!, es que haya no calientas leche? o no comes lentejas?

    Disfrute sus últimos días de vacaciones. Chau

    P.D No se les olvide el regalito que nos tienen a los tres de por aca.

     
  • At 4 de julio de 2007, 14:39, Blogger Theraq

    jaja, buena cosa, a esto se acostumbra uno cuando le toca solo... Asi de sencillo, yo creo que ni hombres ni mujeres deben acostumbrarse a ser inutiles (con las disculpas de mi parte si eso suena feo). Parte de ser independiente y de crecer es al menos saber hacer un par de cositas por uno mismo. Vas bien!.

     
  • At 4 de julio de 2007, 16:41, Blogger Un Gerente

    a calor de madre ausente?
    miercoles ese dolió

     
  • At 4 de julio de 2007, 17:30, Blogger El Pepe

    las demandas rulz jajajajajajaja

     
  • At 4 de julio de 2007, 18:41, Blogger FreeWill

    jajaja Por poco y se les ahuma el agua! Gracias a Dios fue solo una vez sino encuentran los esqueletos muertos de hambre con la nevera llena de comida!

    Chao Maria()

    P.S Que dieta mujer, que dieta esos monjes son crueles!

     
  • At 4 de julio de 2007, 21:31, Anonymous mariamindy

    COMPANHERA MIA!!!
    Bienvenida al club de las que se nos quema el agua tibia!!!!!!!
    Un saludito desde la casa de Largo, quien no sabe que ando jugando con su computador!

     
  • At 5 de julio de 2007, 0:28, Blogger Sebastián Dávila

    Señorita, que buena historia. Menos mal que vienes a un lugar parecido. La semana pasada, fui a celentar una agüita de canela, me sentía malito, y como ya he quemado 2 ollas (se me olvida apagarlas) pues puse un cronómetro en 12 minutos. Pasaron y nada, le di 8 minutos más, y nada, le di 10 más y no hervía. Cuando volví la cuarta vez me di cuenta que no había prendido el fogón.

    EL comentario de tu papá la sacó del estadio.

    Abrazos

     
  • At 5 de julio de 2007, 0:29, Blogger Ψ €leXiтo Ψ

    JAJAJAJA!
    Se parecen a las exoticas campañas de mi padre y yo cuando estamos solos y abandonados en el hogar para cocinar una miserable cena, definitivament necesitamos ese chip todero u__u
    con la independencia se va aprendiendo
    Saludos mami, no te tengo abandonada, te recuerdo, pero tu a mi no :(

     
  • At 5 de julio de 2007, 10:43, Blogger .::Lucia::.

    Jejeje muy bueno el post, como que a todos nos ha pasado. Cuando viví en la universidad un día trate de hacer algo en el microondas y queme lo que estaba “cocinando”, el cuarto quedo con un olor a ahumado y el microondas quedo con un color negro de recuerdo.

     
  • At 5 de julio de 2007, 18:19, Anonymous Jacko

    Como el regaño fue feo, comento:

    Contigo ya van 2 mujeres que conozco que no saben cocinar...

    Como cambian los tiempos, yo no soy lo que digan uy que bruto, como cocina, parece un chef, pero ya soy especialista en hacer huevos revueltos.

    y por ultimo, acerca de la dieta, creeme que yo no confio en una dieta cuya efectividad radica en el numero de veces que se ha reenviado.

    The Red Blaze

     
  • At 5 de julio de 2007, 19:26, Blogger Sebaslander

    Sin estress, que yo despues de 10 años de vivir solo, esta es la hora en que se me quema el agua, imaginese que desde hace dos semana tengo una olla con un quemon el berraco, y no sale, y solo estaba calentando un berraco arroz, labor por mas sencilla, pero no, se quemo y no he podido limpiarla, claro que el evento de la olla me sirvio para saber que existen varios tipos de ollas, entre esas, unas nuevas que tienen un consianfirulo llamado "sistema de disipacion de calor para una mejor coccion de los alimentos", juemadre, ollas con alt tecnologia, me jodi.

     
  • At 6 de julio de 2007, 15:11, Blogger bb pechocha

    Jajaja...ke chingon!!

    Es bueno saber ke no soy la unica en este planeta ke no sabe cocinar nada!!

    Mi madre siempre me deja las cosas preparadas y en el refri...todo es cosa de ponerlo en el micro y voalaaaaaaa!!

    saludos !!

     
  • At 7 de julio de 2007, 9:13, Anonymous Patton

    tu lo dijiste: "no parece que viviéramos solos". Por lo visto, solos solos lo que se dice solos ... como que no. O bueno, que nunca comen en casa.

    La cocina es como todo en la vida: actitud y práctica.

     
  • At 7 de julio de 2007, 13:23, Blogger Maria()

    Pendiolo:
    Pues sí, a pesar de los esfuerzos de mi madre, ese chip como que no vino conmigo :S
    Y no, en Rololandia no caliento leche porque tomo chocolisto frío, y si la tuviera que calentar no necesitaría una operación de transferencia olla-taza sino bolsa-taza, con esa sí puedo jeje, y no, allá no como lentejas porque sólo me gustan las de mi casa :P
    P.D lo del regalito lo tengo que cuadrar con el Flaco, pero no se me ilusionen jaja

    Theraq:
    No te preocupes por decirme inútil, yo tengo muy claro que sí lo soy :P trataré de aprender a defenderme sola, pero no prometo nada

    Don Gerente:
    Sip, dependiendo de como se tome puede ser doloroso.

    El Pepe:
    ¿?

    FreeWill:
    Jaja, sí, menos mal sólo fue una noche, pobrecitos nosotros en un hogar sin madre. Crueles esos monjes si o que? Yo ya terminé la dieta, ¿vos la vas a hacer?

    Mafe:
    Ehhh!! No estoy sola :P saludos a don Largo, y que sigas disfrutando de las merecidas vacaciones

    Sebas:
    Jajajaja qué risa tu historia, me lo imagino esperando y esperando pa darse cuenta de que no había prendido la olla, noooo es que esto sólo te pasa a vos, yo te dije que a los que hablaban conmigo se les pegaba mi mala suerte. Abrazos para vos también :D

    Grisecito:
    Pues mirá que yo llevo casi dos años de independencia y lo que he aprendido es mínimo, a pesar de que vivo con una estudiante de gastronomía la cocinada sigue siendo un asunto extraño y complicado para mí. Y claro que recuerdo a todos mis hijitos!!

    Lucía:
    Jaja, sí, yo creo que todos tenemos una historia por el estilo :S

    Jacko:
    El regaño no fue feo, sólo dije que me estaban abandonando de a poquitos...
    Los huevos revueltos también son mi especialidad, junto con los coditos de queso jajajaja
    y lo de la dieta, pues no creo que alguien confíe realmente en ella...

    Sebaslander:
    Jajajaja diez años solo y todavía quemando ollas!! Nonono, el colmo, yo para ese tiempo aspiro haber aprendido alguito, aunque puede pasar que resulte en las mismas :S
    Lo de las ollas de alta tecnología no lo sabía, seguramente son carísimas jeje

    bb:
    Ayyy, qué haríamos sin una mamá así, la mía también nos deja todo listo cuando sale de la casa, c

    Patton:
    jaja bueno, es cierto, mi hermanito vive en Cali en una casa de familia, y yo vivía con mi prima y ahora voy a vivir en una casa de familia también, así que solos, lo que se dice solos pues no vivimos jaja

     
  • At 10 de julio de 2007, 12:53, Anonymous Lucas

    Ay dios...

    me late que tu eres de esas a las que la Coca Cola les queda dulce.